Régimen alimenticio en pacientes diabéticos, ¿cómo iniciar?

01 Feb 2022
El inicio de año es la fecha más destacada por las personas para trazarse la meta de comenzar un régimen alimenticio saludable.

Después de las festividades navideñas el inicio de año es la fecha más destacada por las personas para trazarse la meta de comenzar un régimen alimenticio saludable. En el caso específico de las personas diabéticas es importante saber cómo iniciar este régimen de la manera más beneficiosa para su salud.

El objetivo principal de una correcta alimentación en un paciente diabético es controlar el nivel de glucosa en la sangre dentro de un rango esperado, para esto es necesario consumir una variedad de alimentos saludables de todos los grupos (proteínas, verduras, frutas, lácteos descremados, granos), en las cantidades establecidas en su plan de alimentación, así lo explica la doctora Julissa Mena, nutrióloga clínica del Centro Médico de Diabetes, Obesidad y Especialidades, CEMDOE.

Cuando hablamos de un régimen alimenticio nos referimos a los alimentos que comemos habitualmente, así como la forma y cantidad en la que los tomamos, usualmente también conocido como dieta.


“Aportar los nutrientes y calorías en cantidades que permitan mantener las funciones del organismo en un estado de salud óptima, previniendo la malnutrición, así como las enfermedades no transmisibles (diabetes, cardiopatías, cáncer), cambios o alteraciones en la salud, son algunos de los objetivos de un régimen alimenticio”, expresa la especialista.


Antes de iniciar un régimen alimenticio el paciente debe trabajar de la mano con un equipo de atención médica, para valorar su condición y luego establecer un plan específico según sus requerimientos.


Este régimen puede variar dependiendo de la persona y su condición. “Cada paciente es único y posee necesidades particulares. Se toman en cuenta enfermedades preexistentes, antecedentes patológicos personales y familiares, actividad física, edad, sexo, índice de masa corporal, estilo y condiciones generales de vida”, resalta Mena.


Dentro de las recomendaciones que incluye un régimen alimenticio se encuentran:


-Realizar 5 comidas al día, con 3 horas de diferencia entre una y otra
-Tomar de 8 a 10 vasos de agua al día
-Todos los días comer frutas, verduras, cereales integrales, productos lácteos descremados, frutos secos y aceite de oliva. El arroz, leguminosas y la pasta pueden alternarse.
-Realizar ejercicio, al menos 150 minutos de actividad aeróbica moderada o 75 minutos de actividad aeróbica intensa a la semana, o una combinación de actividad moderada e intensa.


La nutrióloga agrega que este régimen alimenticio suele ir variando según el progreso del paciente, este tiempo puede proyectarse, pero dependerá de la disciplina y apego del paciente al régimen alimenticio. “El especialista vigila, acompaña y guía el proceso, a la vez enseña al paciente a elaborar y combinar correctamente sus alimentos”.


Con relación a cómo se deben medir las porciones de las comidas para no excederse, Mena comenta, que lo ideal es tener una balanza de alimentos, tazas y cucharas medidoras; una manera simple sobre todo cuando estamos fuera de casa, es dividir el plato en tres porciones: llenar la mitad del plato con las verduras, en un cuarto del plato colocar las proteínas (con la medida correspondiente a la palma de la mano) y en el último cuarto del plato poner los granos, cereales o pasta (medida correspondiente a un puño cerrado).


Otro aspecto muy importante son los horarios. Las personas con diabetes tienen que comer casi a la misma hora todos los días. “Si usa insulina o ciertas medicinas para la diabetes y omite o retrasa una comida, su nivel de glucosa en la sangre puede bajar demasiado, causando hipoglucemia que puede dar lugar a problemas graves, como convulsiones o pérdida del conocimiento, que requieren atención de emergencia”.


En resumen, la doctora recomienda mantener un peso adecuado, hacer cambios en el estilo de vida mediante una alimentación balanceada y actividad física regular, que ayudan a prevenir el desarrollo de enfermedades crónicas. Además, sugiere un chequeo médico anual en personas “sanas”, y un seguimiento rutinario con su especialista a aquellos que tengan una patología de base.

Somos miembros de

En CEMDOE valoramos tu bienestar, por eso proveemos atención médica sin demoras, amplios parqueos y espacios para mayor seguridad.

Al enviarnos tus datos, uno de nuestros especialistas en salud se contactará para coordinar una cita para consulta o estudios médicos.

Noticias